Busca:
Síguenos:
Va IMMUJER por operación de refugio de protección temporal para las mujeres

Va IMMUJER por operación de refugio de protección temporal para las mujeres

Se trata de un proyecto en coordinación con asociaciones civiles en el que sólo esperan el visto bueno del alcalde Fernando Pucheta Sánchez

Mazatlán, Sinaloa (Reacción Informativa).- El Instituto Municipal de la Mujer (IMMUJER) ha proyectado la operación de un Refugio de Protección Temporal para las Mujeres a más tardar en 2018, mismo que entró en convocatoria en septiembre pasado, donde lo único que lo detiene es recibir la aprobación del presidente municipal Fernando Pucheta Sánchez.

Se trata de un centro que refugie por semana o hasta periodos de 90 días a las mujeres que sufren de algún tipo de violencia y que cuente, a diferencia de las instalaciones que hoy en día ofrece la paramunicipal, con confidencialidad, atención multidisciplinaria y seguridad.

Judith Ornelas Hernández, directora de IMMUJER, adelantó que ya se trabaja en el proyecto pero falta ser presentado para aprobación del municipio y definir si entra en presupuesto de 2017 o tener que esperar hasta 2018.

“Estamos trabajando con un proyecto nuevo, hay que presentarlo a nuestro presidente para que nos dé el visto bueno y nos diga si se hace o no es posible en este momento, pero igual para 2018 entra en el presupuesto”, indicó.

La funcionaria municipal reconoció que esta necesidad existe porque las instalaciones actuales no cuentan con las condiciones adecuadas para la protección de las mujeres que acuden a la institución en busca de apoyo.

“Tiene que pasar también a cabildo y a la junta de gobierno que rige al Instituto Municipal de las Mujeres para que lo aprueben, pero es una necesidad primordial, nos hemos dado cuenta que es muy feo como instituto de la mujer no poderle dar la protección adecuada ahí porque llega en peligro de muerte”, admitió.

“Tiene que ser confidencial y brindar una atención multidisciplinaria, porque aquí solamente tenemos ciertas atenciones, pero nos hace falta seguridad, no es confidencial y no tenemos atención medica”, complementó.

De acuerdo con Ornelas Hernández, el proyecto contempla que sea un refugio de tipo mixto, es decir, respaldado por instituciones gubernamentales y a la vez asociaciones civiles a fin de que no deje de operar por falta de recursos.

Basado en las reglas estipuladas por el Instituto Nacional de las Mujeres y el Sector Salud apegadas a la convocatoria, el recinto deberá contar con una capacidad mínima de cinco recamaras que albergue a cinco mujeres a la vez y por lo menos cuatro literas por cuarto, con un presupuesto elaborado para 60 personas previendo que si son atendidas todas en un mismo tiempo tengan espacio de esparcimiento.

El centro deberá también contar con cochera de acceso electrónico y seguridad, áreas de comedor y abastecimiento de alimentos de manera mensual, esta última estimando contar con el apoyo de asociaciones civiles que permitan disminuir gastos de inversión, que pese a que Ornelas Hernández se limitó a dar una cifra, estimó sea una inversión por debajo de los 100 mil pesos.

“No es una inversión muy grande porque se necesita una casa en comodato, habitarla sin nada de lujo… lo que se necesita que se autorice es que opere, que opere bajo la supervisión del instituto de la mujer, pero tendría que ser con la coordinación de alguna sociedad civil para posteriormente acceder a programas estatales o federales”, comentó.