Busca:
Síguenos:
Incumple API compromiso de medidas médicas con líneas navieras

Incumple API compromiso de medidas médicas con líneas navieras

Óscar Juárez Pérez, el guía de turistas que operaba cuando se suscitó la urgencia con la extranjera que viajaba a bordo del crucero Ruby Princess, tachó de negligencia y falta de institucionalidad por parte de los prestadores de servicios turísticos

Mazatlán, Sinaloa (Reacción Informativa).- La muerte por infarto fulminante de una turista que arribó en el crucero Ruby Princess, el pasado 13 de diciembre, puede traer afectaciones a las expectativas del destino de la propia línea naviera, debido a que la Administración Portuaria Integral (API) y la Secretaría de Turismo del Estado han incumplido la promesa de tener una unidad médica para la atención de los turistas.

Dicho compromiso se realizó por parte de ambas dependencias, cuando se cerró el trato para la recuperación del arribo de los cruceros a Mazatlán, que a la fecha se ha incumplido y en consecuencia con este caso existe mucha confusión en las navieras, por lo que habrá que ver cómo reaccionan, señalaron los operadores turísticos Óscar Juárez Pérez y J. Alfonso Salman Morales.

Óscar Juárez, quien se encontraba al volante de la unidad turística que trasladó a la hoy occisa de regreso al barco por petición de los mismos familiares, subrayó que el hecho es una negligencia y falta de institucionalidad por parte de los prestadores de servicios turísticos en el destino.

“Es parte de las negligencias, es parte de lo que no hacemos que es urgente que se haga, que quiere decir esto, ese día yo vi que estaban firmando una novela de Televisa y ahí por un ladito tenían una ambulancia, paramédicos porque era una producción y si se te cae un actor de volada se atiende, en API no tenemos nada de eso”, enfatizó.

Aclaró que, pese a que se le responsabilizó por la decisión de regresarla al barco, donde la ambulancia de Cruz Roja fue solicitada desde el primer minuto y llegó con un retraso de 25 minutos, él no podía optar, aunque lo consideró, por llevarla a las instalaciones de la clínica sin el consentimiento de los familiares, porque la responsabilidad en caso de muerte recaería sobre él.

“La Cruz Roja le dije, una ambulancia, no, no al barco traemos doctor en el barco dijeron. Si los turistas te piden a ti, yo tengo de opción la Cruz Roja y está cerca, al ver que no quisieron Cruz Roja ellos, no podía tomar una decisión en contra de la familia, en cuanto yo llegué a la puerta de entrada hay guardias de seguridad que traen radio, Víctor, le dije, una emergencia habla a la ambulancia. Cuando vieron que la señora se cae, hablan de nuevo a la Cruz Roja”…

“Ahí hay un paramédico no oficial, porque es de seguridad de API y un joven en el bar que estudia eso, recurrimos a la reanimación, pero no tiene el equipo para reanimación... Le hablamos, yo le hablé también, los taxistas a la Cruz Roja, era un caos, y ahí falla la institucionalidad de todos… Llame al 911 a ver si así y respondieron que iba en camino ya la ambulancia, pero no llegó”, relató.

“Me echaron la culpa a mí, dijeron es que el chofer tiene la culpa, porque no la llevó a la Cruz Roja, pero ahora los médicos preguntan hasta si quieren que le quiten la ampolla, y que tal si lo llevo a la Cruz Roja y se me muere, ahí sí es bronca mía, debí haberlos llevado si ellos me decían que sí, pero no contra su voluntad… los que estamos al servicio turístico, salud, API, turismo, todo mundo falló”, agregó.

Asimismo, contó que el médico del barco también acudió al lugar, pero se tardó 20 minutos para trasladarse de la embarcación, hasta la explanada de la API y confirmó que, aunque la señora no murió cuando se subió al barco, iba ya con signos vitales muy bajos, porque la única ambulancia que acudió fue de Protección Civil, pero no contaba con el equipo necesario.

Alfonso Salman, hizo énfasis en qué en la API hay muchas normas que no se le dan cumplimiento y ésta es una de las tantas, puesto que se debe contar como prestadores de servicios turísticos, personal capacitado, atención y garantía de la seguridad como en destinos de altas expectativas como Vallarta y Los Cabos que cumplen con esas normas y seguramente otras APIS del país.

“Supuestamente se comprometieron ahora que volvieron los barcos a tener una unidad médica y no se ha puesto nada, debería haber una ambulancia, API y la Secretaría de Turismo, cuando hicieron su trato para que volvieran los barcos, ellos le dieron seguridad, que instalarían patrullas y eso de poner una unidad médica y en cualquier API que vaya existe una unidad médica, de perdida los paramédicos de la Cruz Roja, anduvimos buscando y no se encontró”, reiteró.