Busca:
Síguenos:
Funcionarios se tiran la bolita para actuar contra 'mini casinos' que operan en mercados municipales

Funcionarios se tiran la bolita para actuar contra 'mini casinos' que operan en mercados municipales

A pesar de que existe un Reglamento sobre Mercados y Venta de Mercaderías, las autoridades municipales están violandolo al permitir la operación de los mini casinos, señalando que la PGR es quien debe decomisar los aparatos y aplicar sanciones por su funcionamiento

Mazatlán, Sinaloa (Reacción Informativa).- Pese a que desde el 2002, existe un Reglamento Municipal de Mercados y Venta de Mercaderías, creado en aquél entonces por el alcalde Alejandro Higuera Osuna, donde establece en su Artículo 21 que se prohíbe la posesión, introducción y venta de cualquier juego de azar en estas plazas, Oficial Mayor ‘tiró la bolita’ hacia la Procuraduría General de la República de que sea la única encargada del retiro y aplicación de sanciones a quienes tengan máquinas tragamonedas en sus locales.

Y es que durante un recorrido que hizo Reacción Informativa en comercios del sector Centro y Juárez, se constató que en algunos locales de los Mercados Jesús María Pino Suárez y Benito Juárez proliferan los ‘mini casinos’.

Al cuestionarle al Oficial Mayor, Juan Manuel Ochoa Álvarez, aseguró que el funcionamiento de este tipo de aparatos tragamonedas no es competencia del municipio, pero sí en el caso de que obstruyan las vialidades, tanto al interior como en la vía pública para el paso del peatón.

“Es competencia nuestra revisar que las maquinitas no obstruyan las vialidades y el paso del peatón, que nada obstruya ni siquiera mostradores o vendedores ambulantes, si no se tiene permiso y hasta ahorita no hemos dado nuevos permisos para puestos fijos, semifijos o ambulantes en el Centro”, señaló.

Dijo que se han realizado operativos y que se tienen 34 inspectores para estar vigilantes de que comerciantes no obstruyan el paso peatonal.

Pero además admitió que si hay maquinitas operando en la ciudad, sin actuar a pesar de que están violando tres licencias; "Si en varios comercios y farmacias hemos visto que estos juegos de azar muchas veces obstaculizan las banquetas, lo que les decimos es que metan a sus negocios las maquinitas para que respeten el paso al peatón”.

Pues de acuerco con el Reglamento, para este tipo de negocios operen, tienen que contar con una licencia expedida por Oficialía Mayor, una de uso de suelo que lo da Planeación y el tercer permiso es el que otorga la Secretaría de Gobernación.

Entonces, con esta declaración, Ochoa Álvarez, se contradice porque para que operen un establecimiento de este tipo debe contar con una licencia de funcionamiento que su oficina haya expedido, así que si no la tienen, el funcionario municipal está cometiendo una omisión grave o desconoce el Reglamento.

Por su parte, Enrique Calderón Lizalde, integrante de la Comisión de Seguridad Pública y Tránsito, criticó que haya tantas máquinas tragamonedas en la vía pública, por lo que en reunión con el Consejo de Seguridad se solicitará al alcalde Fernando Pucheta que se haga una solicitud pertinente y que se le dé un seguimiento a los operativos que realicen en el municipio, pues estos juegos de azar siguen proliferando.

“Tanto las autoridades estatales y federales se deben de unir para regular o disminuir o quitar estos aparatos clandestinos de la vía pública que tanto dañan la salud mental como la economía de las familias”, subrayó.

Al cuestionarle por qué han dejado pasar tiempo para que los aparatos continúen en las calles ya que en administraciones anteriores se han tenido operativos, como en el 2011, cuando Mazatlán fue calificado como el municipio con mayor cantidad de ‘mini casinos’, el también regidor del PAN, aseguró que con el presidente municipal Alejandro Higuera se tuvieron operativos sorpresa, pero no funcionaron mucho.

"No era la autoridad adecuada, sino que debe ser la PGR y dependencias federales quienes deben decomisarlas y aplicar las sanciones, pero coordinados con autoridades estatales y municipales".

Cabe señalar que el Reglamento de Mercados y Ventas de Mercaderías fue dado a conocer el 11 de diciembre del 2003, donde en el Capítulo IV de prohibiciones, Artículo 21 en inciso J, que prohíbe la posesión, introducción, venta y consumo de bebidas embriagantes y estupefacientes y, juegos de azar dentro de los mercados municipales.

Asímismo en el Artículo 9 del Reglamento de la Ley Federal de Juegos y Sorteos, establece que: "No serán objeto de autorización las 'máquinas tragamonedas' en cualquiera de sus modalidades, entendiéndose por máquina tragamonedas el artefacto, dispositivo electrónico o electromagnético, digital, interactivo o de cualquier tecnología similar, que mediante la inserción de un billete, moneda, tarjeta, banda magnética, ficha, dispositivo electrónico de pago u objeto similar, o por pago de alguna contraprestación, está disponible para operarse y que como resultado de dicha operación permita al usuario del mismo obtener mediante el azar o una combinación de azar y destreza, la entrega inmediata o posterior de premios en efectivo o especie".