Busca:
Síguenos:
COLUMNA CUARTO PODER

COLUMNA CUARTO PODER

Los asaltos en Mazatlán, se encuentran a la orden del día

Un sistema de justicia colapsado.

El secretario de Seguridad Pública y Tránsito Municipal de Mazatlán, Joel Ernesto Soto, a puesto todo su empeño por erradicar este problema que se dejó venir como un tsunami incontrolable.

En el fraccionamiento Villa Galaxia, todo el comercio a sido hurtado por tres individuos armados que han tenido la osadía de entrar a los mostradores y llevarse los cajones con todo y dinero, la pregunta es dónde se encontraba el comandante de dicho sector que fue cambiado por sus resultados nulos en materia de prevención, sustituido por el comandante Caló.

Ciertamente y no dejamos de reconocer que todos los días los agentes preventivos están deteniendo a personas armadas, asaltantes, recuperación de vehículos robados y diversas detenciones de vendedores de droga por todo Mazatlán y no se dan abasto.

• Es claro que la Policía Municipal requiere apoyo en infraestructura en equipamiento vehicular y humano, para llevar a cabo una mejor prevención en beneficio de la ciudadanía y comercio que paga sus impuestos y que el el gobierno es el garante de proporcionar seguridad de calidad.

Los comandantes de Mazatlán, tienen que ser evaluados para exigirles bajar los índices delictivos de sus sectores, es su responsabilidad y obligación.

La pregunta para las autoridades es si piensan permitir que los delincuentes lleven a la quiebra al comercio que genera fuentes de empleos y paga impuestos a los tres órdenes de gobierno ?.

Por otro lado, nos enfrentamos a un nuevo sistema de justicia penal acusatorio que no a funcionado en México y que varios estados de la república mexicana han presentado altos índices delictivos alarmantes.

El Presidente del Supremo Tribunal en Sinaloa, hace unas semanas salió a los medios de comunicación para curarse en salud e informar que el nuevo sistema estaba fallando por los primeros respondientes al llegar a la escena del crimen, redactaban mal el parte de hechos y eso no daba sustento jurídico para detenerlos y abrirles orden de aprehensión.

El tema es que los ministerios públicos de la nueva Fiscalía del Estado "Autonoma", no fueron capacitados y sólo cuatro audiencias en la ciudad de los Mochis, bastaron para ponerlos a trabajar como conducir un vehículo sin luces por la noche.

El Consejo de la Cámara de Comercio de Mazatlán, votó en el pleno para solicitar de forma urgente la salida de la Agencia Especializada de Robo a Comercio, por los resultados nulos a los cientos de afectados y en mucho de los casos una mala atención al público.

Resulta que los amables y educados agentes del Ministerio Público de la Fiscalía "Autónoma" de Rios Estavillo, alegan no contestar el teléfono porque ellos no son asistentes o auxiliares administrativos, a ese nivel llega la soberbia de estos funcionarios públicos.

• El punto cruxial es, cuál será el enfoque que los municipios le darán a este tema para prevenir y disminuir los índices delictivos.

• Porque cuando la prevención falla las acciones se convierten en delitos.

En materia de persecución del delito que le corresponde a la nueva Fiscalía Autónoma de Ríos Estavillo, qué estrategias implementarán para dar más certidumbre a la ciudadanía para resolver los casos como por ejemplo el de la menor Dayana y el periodista Javier Valdez.

La pregunta es si la nueva Ley de Seguridad Interior operada por militares, vendrán a dar más resultados con este tema del combate a la delincuencia.

Lo cierto es que hoy en día en Sinaloa, hay más elementos de seguridad de distintas corporaciones municipales, estatales, federales, Marinos y militares.

Estarán bien coordinados ? porque los resultados no son para presumirlos cuando Culiacán fue boletinada como una de las ciudades más violentas de México junto con Los Cabos, Baja California Sur.

El pueblo exige y desea resultados, no reuniones de protocolos de seguridad, donde no aterriza nada porque de ser lo contrario los vendedores de droga hubieran desaparecido de Sinaloa.

Noticiero Cuarto Poder (Víctor Quevedo).