Busca:
Síguenos:
¡Bájate de la camioneta!

¡Bájate de la camioneta!

Crónica de uno de los más de 500 despojos de autos, que ocurren al mes en Sinaloa, de los cuales solo el 1.8 por ciento son esclarecidos

Culiacán, Sinaloa (Reacción Informativa).- Por la mañana había trabajado mucho en su pequeña empresa de uñas, ubicada en la colonia Las Quintas, por lo que después de comer y descansar un rato pensaba si volvería o no a su establecimiento, o dejar a su empleada, para que ella atendiera a sus clientas y que al terminar cerrara su negocio, ese lunes por la tarde.

Pero como su pequeña empresa era producto de su esfuerzo y dedicación, Lourdes "N", sabía que era necesaria su presencia en su negocio, para atender como sólo ella lo hace a su clientela, por lo que decidió salir de su casa en el sector La Conquista, para ir a su establecimiento en la colonia Las Quintas.

Tomó las llaves de su camioneta, una CR-V de Honda, color Roja, de modelo 2017, la cual estacionaba en la cochera de su domicilio y salió en el más preciado de sus bienes. Esa camioneta que había comprado a crédito el año pasado y de la cual aún debía más de la mitad de su valor y que cuidaba como si fuera uno de sus hijos, que aún no tiene, pero que desea dar a luz algún día.

La joven mujer de 28 años, soltera por decisión propia, tomó el bulevar Conquistadores rumbo al sur y salir de su sector, justo en el crucero que forma con la carretera a Culiacancito, para luego virar a la izquierda rumbo al oriente por el bulevar Lola Beltrán.

Durante el trayecto, Lourdes pensaba en las noticias que alertaban de que el robo de vehículos en Sinaloa sobrepasaban los 7 mil robos al año y 500 cada mes, "pero eso le pasa a otra gente, eso no le pasaría a ella", se dijo en su pensamiento.

Cruzó la colonia Infonavit Humaya, primero por el bulevar Enrique Cabrera y luego por el Enrique Félix Castro, para cruzar el puente Josefa Ortiz de Domínguez. Escuchaba música cuando circuló al sur por el bulevar Enrique Sánchez Alonso y luego al oriente por el Malecón Nuevo.

La tarde comenzaba a caer al ocultarse el sol, cuando llegó al puente Benito Juárez que tomó al sur rumbo a la colonia Las Quintas por lo que transitó al sur por el bulevar Xicoténcatl sin preocuparse de nada y de menos de la violencia que se vive en Culiacán.

Justo al llegar y detenerse por el semáforo en rojo, en el crucero que forman el bulevar Xicoténcatl y el Doctor Mora, un joven delgado, de menos de 20 años de edad, se le acercaba caminando, como había varios carros estacionados al principio pensó que era alguien que le iba a limpiar el cristal delantero o pedirle alguna limosna.

De repente, el joven que se paró frente a la ventana izquierda de su camioneta, sacó una arma de fuego y le pidió a gritos "Bájate de la camioneta", al principio la joven no supo qué hacer, se quedó congelada, nunca había visto una arma de fuego y mucho menos tan cerca y portada por un desconocido que le apuntaba a la cabeza.

Su cuerpo fue invadido por el miedo, mientras el joven desconocido seguía amenazándola con el arma de fuego. Por temor a ser herida por el asaltante, abrió la puerta de su camioneta CR-V de Honda, por lo que el asaltante la sujetó de su mano izquierda y la jaló bajándola de su unidad con brutalidad.

Debido al jalón, casi cae al suelo de boca, mientras el roba carros subía a su camioneta para huir del sector. El robo fue visto por varias personas, automovilistas y peatones, quienes no hicieron nada por ella y mucho menos, por evitar que el ladrón se llevará su camioneta.

Como pudo, llegó a la banqueta del bulevar para buscar en su bolso y su teléfono celular. Lo primero que hizo fue llamar a sus padres y avisarles lo que le había pasado, pero que estaba bien, aunque lloraba, durante la conversación, por lo que había vivido instantes antes.

Luego una comerciante del lugar le ofreció un vaso con agua y luego de unos minutos, pudo hablar por teléfono celular para denunciar el robo. Casi diez minutos después, llegaron al lugar agentes de la Policía Municipal, quienes tomaron sus datos y le informaron que tendría que acudir a la Unidad del Ministerio Público para interponer la denuncia formal del despojo de su camioneta.

Lourdes, fue una más de los afectadas por los alrededor de 500 robos de vehículos perpetrados en promedio cada mes en Sinaloa, de los cuales, han aumentado a deslizarse con más violencia en el presente año y que sólo 1.8 por ciento son esclarecidos por las autoridades de la Fiscalía General del Estado.

Lourdes interpuso la denuncia del robo y fue cuestionada por el Ministerio Público, casi como si fuera la culpable del delito, para descartar que fuera un auto robo le dijeron. Hasta hoy, los investigadores no le han notificado de algún avance de la investigación y mucho menos ha localizado su camioneta modelo 2017.

Fotografía: Cortesía