Busca:
Síguenos:
La Ley de Seguridad Interior busca que las armas callen las voces de la sociedad: MORENA

La Ley de Seguridad Interior busca que las armas callen las voces de la sociedad: MORENA

Luis Guillermo Benítez, líder en la zona sur, señaló que aprobar esta nueva reforma representa un parteaguas en el proceso del desarrollo democrático en México, donde abre la puerta a la militarización del país

Mazatlán, Sinaloa (Reacción Informativa).- Tras ser aprobada la Ley de Seguridad Interior, el pasado 30 de noviembre por la Cámara de Diputados, donde por mayoría los priistas, perredistas y el Partido Verde dieron su voto, así como hubo una abstención de 40 diputados, el Movimiento de Regeneración Nacional señaló que esta nueva reforma propuesta por el presidente de la República, Enrique Peña Nieto, busca que con armas callen las voces de la sociedad y con ello abra las puertas a la militarización del país.

Durante conferencia de prensa, el presidente de Morena en Mazatlán, Luis Guillermo Benítez Torres, dijo que esta aprobación representa un parteaguas en el retroceso del proceso de desarrollo democrático en la vida de México, donde principalmente el peligro inminente radica en la apertura de la militarización y con ello la violación a los Derechos Humanos.

“Al abrir la puerta a las fuerzas armadas, se percibe la posibilidad de peligro latente, por lo que la Organización de las Naciones Unidas, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, la Comisión de Derechos Humanos y muchas otras organizaciones no gubernamentales, empresarios, artistas y sociedad en general se han unido para realizar acciones cuyo propósito lleve a un mismo fin, el cual es que el Senado no avale este dictamen proveniente del gobierno federal, encabezado por el presidente Enrique Peña Nieto”, aseveró.

Benítez Torres subrayó que las imprecisiones, variedad y amplitud en la redacción de la Ley de Seguridad Interior otorga el permiso para que las fuerzas armadas del país realicen legalmente tareas de prevención y ataque a la delincuencia organizada y no organizada, cuando la labor del Ejército y Fuerzas Armadas es servir y proteger la Soberanía Nacional como lo marca la Constitución.

Indicó que de aprobarse esta ley habría diez amenazas reales para la sociedad, siendo una de ellas la violación de los Derechos Humanos.

La Ley de Seguridad Interior servirá para: otorgar a las Fuerzas Armadas facultades de policía; no contiene controles para salvaguardar el respeto a los Derechos Humanos; permite a las fuerzas del Ejército intervenir en protestas sociales, es decir, intervenir durante el proceso electoral del 2018; si hay inconformidad ciudadana; no contiene una clara regulación del uso de la fuerza, incluido de la fuerza letal; exime a las fuerzas armadas de la obligación de dar información de sus actividades, bajo la excusa de que toda información sobre medidas de seguridad interior deberán ser confidenciales; no impone un límite de tiempo para la incursión de las fuerzas armadas en territorio nacional, haciendo funciones que corresponden a los cuerpos policiacos; no obliga a los gobiernos estatales y municipales a la capacitación de estos cuerpos policiales sobre metas concretas; fomenta la intervención militar en las áreas de inteligencia civil y no establece controles, ni contrapesos para ningún tipo de decisiones que sean tomadas por las fuerzas armadas.

El líder de Morena argumentó que durante más de 80 años los mexicanos han padecido hambre, enfermedades, falta de empleos bien remunerados, necesidad de una vivienda digna y segura, deficiencias en el campo y la agricultura, nulas posibilidades de accesar a la educación y de crecer profesionalmente y una gran incapacidad para generar paz y tranquilidad.

“Creemos que con esta ley aprobada del presidente de México, Enrique Peña Nieto, por parte del PRD, panistas, PRI y Partido Verde se pretende que el pueblo se cubra de miedo este próximo 2018, pues lo que quieren las autoridades es que se vuelva a rendir pleitesía como la época de las dictaduras, porque es el tamaño del miedo mostrado por el PRI frente al escenario previo a las elecciones del próximo año, por lo que no debemos callar ante esta realidad”, puntualizó.

Fotografía: Seila Alfaro