Busca:
Síguenos:
Genera condena mundial imagen de migrantes muertos

Genera condena mundial imagen de migrantes muertos

Trump hace responsables a sus adversarios políticos; ONG critican las medidas implementadas por México

Washington.— La imagen de un migrante salvadoreño y su pequeña hija, muertos cuando intentaban cruzar el río Bravo desde México para ingresar a Estados Unidos, desató la indignación mundial , desde el presidente estadounidense, Donald Trump, hasta el Papa, pasando por organismos internacionales.

“La odio”, dijo Trump ayer cuando medios estadounidenses le preguntaron su opinión sobre la imagen, que se volvió viral. Aseguró que esas muertes podrían haberse evitado y culpó a la oposición demócratas por no aprobar una legislación que, según dijo, impediría que la gente intentara hacer el peligroso viaje a Estados Unidos.

A su vez, los demócratas culparon a Trump. El líder de la minoría demócrata en el Senado de EU, Chuck Schumer, insinuó que el migrante identificado como Óscar Alberto Martínez Ramírez y su hija, Valeria, quizás no hubieran muerto si Trump hubiera aceptado los esfuerzos demócratas para ayudar a los migrantes que huyen de países centroamericanos a entrar a Estados Unidos como refugiados.

“Trump es responsable de esta muerte”, tuiteó con un vínculo a la foto el excongresista de Texas Beto O’Rourke, precandidato demócrata a la presidencia de EU.

El senador de Vermont, Bernie Sanders, quien también busca la candidatura demócrata, dijo en Facebook: “Esto es espantoso. La política de Trump de complicar cada vez más la búsqueda de asilo —y separar a las familias que lo hacen— es cruel, inhumana y causa tragedias como ésta”, expuso.

Desde el Vaticano, el papa Francisco también se hizo oír. “Con inmensa tristeza, el Santo Padre ha visto las imágenes del padre y su hija bebé que se ahogaron en el río Bravo”, dijo el vocero interino Alessandro Gisotti en un comunicado.

“El Papa está profundamente apesadumbrado por su muerte y reza por ellos y por todos los migrantes que han perdido la vida cuando intentaban huir de la guerra y la miseria”, añadió. Tras la audiencia general de los miércoles, Francisco felicitó “a los mexicanos porque son tan acogedores con los migrantes. Que Dios se lo pague”.

La directora para las Américas de Amnistía Internacional (AI), Erika Guevara-Rosas, también se pronunció sobre las muertes: “Las trágicas imágenes de los cuerpos sin vida de un padre salvadoreño y su pequeña hija en el río Bravo (…) son el retrato de las fallidas políticas de Donald Trump y (el presidente de México, Andrés Manuel) López Obrador, de intentar parar el flujo con fuerza militar.

“Ni un muro de concreto ni soldados con armas los van a detener. Sólo hacen de su intento por protegerse, uno de vida o muerte”, dijo.

El director para las Américas de Human Rights Watch (HRW), José Miguel Vivanco, también acusó al presidente López Obrador de “hacerle el trabajo sucio” a Trump por “militarizar” la frontera y consideró como “un grave error” desplegar 6 mil miembros de la Guardia Nacional para detener el flujo de migrantes de Centroamérica. “Militares, con preparación militar, que les llaman Guardia Nacional, pero son las mismas personas con brazalete distinto. Esos militares hoy día tienen tareas como la de reprimir o detener o frenar la migración de mujeres y niños”, lamentó.

Filippo Grando, Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), se declaró “conmocionado” por la imagen. Aseguró que las muertes de Martínez Ramírez y su hija “representan un fracaso en la respuesta a la violencia y desesperación que empujan a estas personas a realizar viajes peligrosos en busca de una vida digna”

. The New York Times le dedicó un editorial en el que señaló que “Estados Unidos necesita una política de inmigración que combine seguridad en la frontera, justicia y humanidad”.

Con información de El Universal