Busca:
Síguenos:
Bajar de peso reduce riesgo de padecer cáncer de útero

Bajar de peso reduce riesgo de padecer cáncer de útero

Las Universidades de Manchester y Salford Royal realizarón un estudio en el que concluyeron que el sobrepeso es uno de los factores que incide en el cáncer de útero

Ciudad de México.- Uno de los factores que incide en el cáncer de útero es la obesidad, y un estudio reciente de científicos de la Universidad de Manchester y Salford Royal constató que ayudar a las mujeres obesas a perder peso puede revertir los cambios en los tejidos precancerosos y, por tanto, disminuir posibilidades de cáncer.

Emma Crosbie, profesora clínica de la Universidad de Manchester y quien dirigió el estudio, informó que las mujeres con sobrepeso tienen un riesgo mayor de cáncer de útero que las de talla normal.

Las mujeres obesas postmenopáusicas producen estrógeno a partir de sus reservas de grasa, pero como no hay ovulación, la falta de progesterona permite que crezcan las células en el útero, lo que aumenta el riesgo de cáncer.

Las respuestas inflamatorias y la producción de insulina, también cambian en las mujeres obesas y pueden hacer que las células en el útero crezcan.

Crosbie indicó que se realizaron estudios a un grupo de mujeres, con edad promedio de 50 años de edad, y que se consideraron obesas. Se les realizaron biopsias de sus úteros durante la cirugía o cuando se les aplicó “bypass” gástrico.

De 72 mujeres en dichas etapas, cuatro fueron diagnosticados con cáncer de útero y seis más tenían hiperplasia endometrial atípica, una condición precancerosa que causa el crecimiento excesivo de las células en el útero.

En el caso de las últimas seis mujeres, tres no tenían signos de la enfermedad cuando se evaluaron a las ocho semanas de haber sido diagnosticadas y después de perder peso.

Seis controles mensuales durante cuatro años, revelaron que el tejido precanceroso desapareció.

Los expertos reportaron que las mujeres sometidas a cirugía tenían tejido normal en el útero en el momento de la intervención quirúrgica para perder peso, “pero tenían un alto riesgo de anormalidad, con células de rápido crecimiento, vías causantes de cáncer activadas y vías para detener el cáncer desactivadas”.

A los 12 meses de la cirugía, cuando las mujeres habían perdido peso, los cambios de alto riesgo se habían revertido.

“Gracias a este estudio, ahora sabemos que ayudar a las mujeres obesas a perder peso puede revertir los cambios en los tejidos precancerosos”, explicó Emma Crosbie, a través de un comunicado de la Universidad de Manchester.

Con Información De Excelsior